EL ROCKERO DE 49 AÑOS DECLARÓ QUE SUFRÍA “INTOXICACIÓN POR CALOR” EN HOUSTON, TEXAS.

Nuevamente, el rockero Marilyn Manson tuvo otro contratiempo sobre el escenario durante su concierto en Houston, Texas.

En esta ocasión, el cantante de 49 años sufrió un desmayo el pasado sábado durante la cuarta canción de su repertorio.

En medio de su interpretación de Sweet Dreams (Are Made Of This)Manson se alejó del micrófono, dio unos pasos atrás y cayó al suelo de cuclillas.

La prensa local reportó que había prohibido que hubiera fotógrafos y aseguró que estaba enfermo. Ese día, los termómetros en Houston alcanzaron los 38 grados (100 grados Fahrenheit) y durante el show comentó a la audiencia que sufría “intoxicación por calor”.

“Gracias Houston por entender. Terminé en cuidados médicos, pero di lo mejor y estuvieron increíbles”, escribió Marilyn en Twitter.

Recordemos que en septiembre fue hospitalizado en Nueva York, después de que una estructura con dos pistolas gigantes le cayera encima cuando cantaba la misma canción.